Los invitamos a visitar tambien nuestra plataforma web de OPORTUNIDADES: http://www.gestionandoportunidades.com , en ella encontrara acceso a empleo, educación/capacitación, empredimiento/innovación, vivienda, salud, entre otras opciones. Puedes hacerlo ingresando a enlace "GESTIONANDO OPORTUNIDADES" (botón superior en este sitio)

Voces emergentes: percepciones sobre la calidad de vida urbana en América Latina y el Caribe

Voces emergentes: percepciones sobre la calidad de vida urbana en América Latina y el Caribe 
Ellis Juan, Horacio Terraza, Martín Soulier Faure, Bernardo
Deregibus, Ignacio Ramírez, Alejandra Schwint, Guido Moscoso.

Prefacio: 
Fabio Quetglas
La tentación maldita de la reflexión social es pretender, generalmente con un puñado de datos en la mano, presagiar el futuro y responder sobre él. La recurrente inquisición sobre qué va a suceder es la luz que nos encandila y nos corre del camino, es la manzana de Adán del investigador comprometido socialmente. 

Por lo general, ni los datos son suficientes, ni la reflexión es tan aguda, ni el porvenir es tan evidente. En cambio, un objetivo más asequible, más sensato, y seguramente más útil, es comprender qué está pasando, ¿qué sucede hoy? El presente es una materia prima muy útil para dejarla de lado por hurgar en horizontes irreconocibles, a veces más fruto de una imaginación traviesa que de una comprensión enfocada.
video



El presente es el tiempo de nuestro compromiso, es el resultado de decisiones pasadas, es la materia concretamente existente para una evaluación cierta, y por supuesto es el punto de partida de todo recorrido que se pretenda responsable. Lo dicho no significa que debamos renunciar a la prospectiva, ni debe ser tomado como un acto de subordinación a la realidad. Quienes soñamos con un futuro mejor, con derechos extendidos y materializados, con ciudadanos que pueden cumplir sus sueños y que se hacen cargo de sus modos de vida con autonomía y suficiencia, nunca vamos a dejar de imaginar. Pero justamente por eso mismo es irrenunciable comprender lo que sucede antes de fantasear sobre lo que sucederá.

Las enormes transformaciones contemporáneas que permean en nuestra vida cotidiana, muchas de ellas visibles pero otras ocultas en los pliegues de nuestros días, hacen que toda elucubración suene creíble, las aparentemente serias y las aparentemente insensatas, y es tan enorme el peso de nuestra ignorancia y la velocidad de los cambios, que incluso puede suceder que las aparentemente insensatas sean las realmente serias.

Las ciudades, en particular, son un objeto de intenso análisis y prospección; sobre ellas se posan los desafíos, las ilusiones, las posibilidades y limitaciones del conocimiento técnico de naturaleza ingenieril, pero también los retos de la dinámica social, la gobernabilidad y la cultura. Desde siempre las ciudades fueron objeto de este tipo de reflexiones, pero nunca como ahora el futuro se les presenta tan amplio y diverso, tan complejo y tan significativo.

El “tsunami demográfico” en ciernes, el fetichismo tecnológico, las barreras de nuevas desigualdades que se yerguen, los desafíos del cambio climático, y tantos ítems que pueden agregarse, coexisten con las movilizaciones ciudadanas en defensa de derechos y la sensibilidad académica y política orientada a asumir los retos y superarlos.

Esa escena, entre tenebrosa y esperanzada, es el telón de fondo de las investigaciones que forman parte de este texto. El trabajo que el BID pone a nuestra disposición es una obra enorme y necesaria. Enorme, por su alcance y por el esfuerzo que materializa, pero también porque está concebida desde la voz de los ciudadanos hacia la reflexión (supuestamente) experta; y absolutamente necesaria, porque las prioridades que los ciudadanos señalan son —deben ser— insoslayables en la hoja de ruta de ese futuro siempre acuciante.

TEXTO COMPLETO EN SU ENLACE DE ORIGEN AQUÍ 

No hay comentarios:

Publicar un comentario